Especiales 90 Minutos

Radiografía del Fenómeno de El Niño en Cali: Pocas lluvias e incendios forestales

Desde octubre del año 2023, el IDEAM alertó que durante el primer trimestre del 2024 se sentiría con fuerza el Fenómeno de El Niño en el país; en Cali los efectos ya se sientes en los últimos días, producto de ello, el incremento de incendios forestales, pocas lluvias y temperaturas que rondan los 33°.

Desde octubre del año 2023, el IDEAM alertó que durante el primer trimestre del 2024 se sentiría con fuerza el Fenómeno de El Niño en el país; en Cali los efectos ya se sientes en los últimos días, producto de ello, el incremento de incendios forestales, pocas lluvias y temperaturas que rondan los 33°.

Compartir

El Fenómeno de El Niño no da tregua en Colombia y ya ha generado graves emergencias ambientales en Bogotá, Santander y Valle del Cauca.

En las últimas horas el IDEAM reveló que, en Jerusalén, un pueblo de Cundinamarca se marcó un nuevo record histórico con 40.4 grados, esto como parte de la incidencia de este fenómeno.

Sin embargo, ¿Cuál es la situación en Cali? Las altas temperaturas y las pocas lluvias también tienen agobiados a los habitantes de la capital del Valle; incendios forestales y reducción del caudal de los ríos, los primeros efectos de este fenómeno que irá subiendo su intensidad, según revelaron las autoridades climáticas de la región.

"Un incendio te consume y acaba el capital en segundos"


Antes de conocer los efectos de esta variable climática, recordemos un hecho ocurrido el pasado 21 de septiembre del año 2023. Cali vivía una intensa ola de calor, incendios de grandes proporciones eran la contante en la atención de emergencias por el Cuerpo de Bomberos de Cali.

Incendios en la Buitrera.

El colega periodista, Álvaro Miguel Mina, envió al grupo de WhatsApp de los Bomberos un angustioso llamado.

“Buenas tardes a todos. Auxilio porque hay un incendio de grandes magnitudes; un incendio forestal aquí en la zona de La Buitrera y prácticamente está incontrolable. Los Bomberos no se dan abasto. Es por diferentes sitios en una loma y hay varias viviendas alrededor. Por favor, auxilio que esto se está saliendo de las manos, gracias”.

Narraba con evidente angustia sobre el crujir de la capa vegetal y las llamas acercándose a sus viviendas.

Sobre ese recuerdo imborrable, hoy nos contó que creyó que el esfuerzo de toda su vida se extinguía en cuestión de segundos.

“La mejor manera de controlar un incendio es evitándolo, los incendios no se controlan. Cuando el incendio llegó, una cosa es uno invocar al diablo y otra cosa es verlo llegar. Eso es una llamarada en cuestión de segundos y solo te da tiempo para sacar los desechos, pero no para controlarlo”.

Aseguró el ‘negro’ Mina.

Hoy, con medidas de choque tomadas por él y toda la comunidad vecina de La Buitrera ,como líneas corta fuegos alrededor de sus viviendas, agradece una valerosa labor.

Líneas cortafuegos de la Buitrera.

Asimismo, Mina explicó que “se han construido ‘cortafuegos’; se han cerrado algunos pasos tratando de evitar que publico externo esté cerca, porque lo que se comenta es que todo fue producto de personas que tratan de limpiar para invadir y eso nos genera caos y destrucción. Pero sea el momento para decir, que los Bomberos son personas que se deben dignificar, porque a riesgo de su propia vida controlan estas emergencias que algunos salvajes crean por negocio”.

Lea también: El calor podría empeorar: Conozca cuál será el mes más crítico

Incendios que destruyen la vida de los cerros


Incendios como el ocurrido en La Buitrera, fue solo uno entre los cientos de emergencias atendidas por el Cuerpo de Bomberos de Cali durante el 2023.

Solo en incendios forestales, este organismo de socorro atendió 634 casos, entre rurales y urbanos. Sin embargo, la máxima afectación se dio en los cerros que rodean a Cali, en donde cerca de 1.000 hectáreas de vegetación fueron consumida por las llamas.

En lo que va de enero de 2024, se han atendido 40 eventos. Una cifra que subirá por la incidencia del Fenómeno de El Niño, que llegó con fuerza a Cali.

“Creemos que antes se demoró un poco de acuerdo a los pronósticos que se venían desde principios del año pasado. Sabíamos que iba a venir un verano bastante intenso; creo que antes hemos sido un poquito beneficiados por cuenta de algunas lluvias que han ayudado a que se retarde un poco, pero ya creemos que está madurándose bastante. En los últimos días hemos tenido temperaturas muy altas”.

Manifestó el teniente John Fitzgerald Rodas, jefe de emergencias de los Bomberos Voluntarios de Cali.
Helicóptero Black Hawk apoya a controlar focos de incendio forestal en Cali.

Sin embargo, desde este organismo se vienen preparando desde hace meses, tras el anuncio del IDEAM de la presencia de esta oleada fuerte de calor y pocas lluvias.

“No nos coge de improvisto, ya sabíamos que eso iba a venir. Hemos estado haciendo trabajos de concientización con la comunidad en la zona rural a través de las brigadas forestales. Además del trabajo conjunto con la Fuerza Aérea, porque ellos son un aliado importante, especialmente en los incendios de copa que no pueden ser trabajados vía terrestre”, agregó el teniente, quien también manifestó que todas las estaciones de bomberos y cámaras optrónicas funcionan y están alerta antes incendios en los cerros.

Incendios, problema de todos: Bomberos


Sobre las emergencias atendidas durante el mes de enero, que ya deja varias hectáreas de vegetación afectada. El último de ellos en el Cerro de Los Cristales y Cristo Rey, con una zona quemada de casi 18 hectáreas, John Fitzgerald Rodas enfatizó en que prevenirlos será una tarea de todos.

Fogata para sancocho de leña, paseo de olla en Cali.

“Si bien es cierto que los Bomberos somos los que apagamos con ayuda de otras instituciones, la comunidad tiene que estar muy involucrada. ¿De qué manera? Reportando a tiempo, cualquier columna de humo por pequeña que sea en los cerros, inmediatamente repórtela a través del 119. Lo importante es llegar rápido y que se consuma la vegetación”.

Vegetación que por estos días siente las inclemencias del clima. Con una deshidratación elevada por cuenta de las pocas lluvias, los cerros están en un punto óptimo para, ante cualquier fosforo o cigarrillo, entren en combustión.

“Debido a los años que tuvimos de lluvias, eso hizo que la vegetación creciera mucho, La carga combustible o biomasa que tenemos en los cerros de Cali es bastante alta y qué se traduce eso, cuando se vengan los incendios, será mucha la vegetación que se va a quemar”.

Agregó el jefe de emergencias de los Bomberos de Cali.

Actualmente Cali cuenta con tres puntos de abastecimiento para el Bambi Bucket de la Fuerza Aérea. Chipichape, Yumbo y Jamundí, zonas que están listas para recibir la llegada de este aliado importante en la extinción de incendios forestales en los cerros de Cali y su zona rural, si su operatividad primaria lo permite.

Le puede interesar: Una Santa Elena más 'bella': Vecinos comprometidos con la limpieza del sector

Temperaturas en Cali seguirán subiendo


Algo que por estos días tiene agobiados a los caleños son las altas temperaturas en la ciudad. El promedio de esta semana 33° centígrados, Sin embargo, el panorama en el resto del Valle es aún más dramático, situación que se hace más evidente en Tuluá y Cartago, donde la sensación térmica ha rozado los 38 grados.

Salón de monitoreo de la CVC.

“Tenemos un promedio regional de 33° como temperatura máxima, pero hemos registrado puntos hasta con 36°. A esto también se suma el tema de la sensación térmica que aumenta un tema físico y se siente más temperatura. Pero hay que decir que las temperaturas irán aumentando, en la medida en que no haya un regulador que es el agua”.

Manifestó Óscar Ramírez, profesional especializado de la dirección técnica ambiental de la CVC.

Al igual que enfatizó que, si bien el Fenómeno de El Niño baja considerablemente las lluvias, estás no desaparecerán totalmente durante su incidencia en la región.

“Tenemos lluvias que nos puede aparecer en cualquier momento, incluso hace nueve días tuvimos unas lluvias generalizadas en todo el Valle del Cauca que nos ayudó mucho a reducir las altas temperaturas y aumentar la humedad en las cuencas, es por ellos que hoy todavía vemos nuestros cerros todavía verdes sin que esto borre la probabilidad de incendios forestales”, reveló Ramírez.

Pese a las lluvias de fin de año, durante el mes de enero hay zonas que suman más de 15 días sin precipitaciones; lo que ya representa un déficit del histórico para esta época.

“El clima históricamente en la región andina del Valle del Cauca durante el primer trimestre del año corresponde a la primera temporada seca. Para esta ocasión, con la declaratoria de Fenómeno de El Niño por parte del IDEAM; lo que tenemos es una temporada seca afectada por ese fenómeno que se traduce en una disminución sostenible de las precipitaciones. Según nuestra red de monitoreo, esas disminuciones para el mes de enero van un 40% sobre el promedio mensual. Lo que evidencia la situación crítica que se nos viene en deficiencia de carga por lluvias”.

Explicó el profesional de la CVC.

Destacó además, que esta reducción de lluvias en Cali y el resto del departamento, desencadenará otra serie de fenómenos asociados detallados a continuación:

  1. Aumento de la radiación
  2. El aumento de la temperatura
  3. Aumento de material particulado en la atmosfera

Y otros elementos relacionados con los escases de agua en la región. Esto sin contar con la reducción del caudal de ríos y sus efectos, especialmente en municipios del centro y norte del Valle.

Tecnología para proteger los cerros de Cali


Desde el Dagma manifestaron atención especial en los cerros tutelares de Cali, en donde se sigue implementando tecnología para avizorar con rapidez presencia de incendios. Sin embargo, la acción de la comunidad será vital para la actuación de las autoridades en la atención de casos.

“El Dagma está fortaleciendo sistemas de control, medición y monitoreo. Vamos a trabajar mucho con Gestión del Riesgo para buscar reducir la reacción de forma inmediata. Además, estamos metiéndole tecnología a estos temas, vamos a tratar de tener mediciones satelitales en donde están los puntos de calor. Trabajando además con organismos de socorro, Ejército y comunidad; que ojalá nos informen de forma asertiva, casi que en forma inmediata para tomar acciones ante los fuegos que se puedan generar”.

Indicó Mauricio Mira Pontón, director del Dagma.

Justamente, ante la vulnerabilidad que hoy tienen los cerros tutelares de Cali, el director del Departamento Administrativo de Gestión del Medio Ambiente aseguró que en próximos meses iniciarán trabajos para regenerar y reforestar los cerros.

Reforestación de cerros de Cali.

“Son cerros muy susceptibles a esas quemas, que se dan de forma espontánea (1%), pero también puede haber, todos sabemos muy bien, de mano criminal (99%), por eso vamos a trabajar de forma articulada para hacerle frente a esta temporada”, agregó el titular de la cartera ambiental de la ciudad.  

Otras de las preocupaciones de las autoridades es el agua, que por estos días de calor y sequía escasea en Cali.

“Ese es un tema muy interesante porque desgraciadamente el cambio climático está reduciendo lo que se llama el ‘índice de escases de agua’; hay cada vez menos agua por el tema del calentamiento global. Entonces esto es un llamado al ahorro del recurso hídrico que se estará reduciendo de forma drástica en los próximos meses”.

Recalcó Mira Pontón.

Con la regulación de Salvajina, que hoy se encuentra al 75% de su capacidad; se buscará reducir el riesgo de racionamiento en Cali por el fenómeno del niño.

Lea también: Preocupante: Este es el balance de incendios forestales en Colombia

Alistamiento máximo de las autoridades


Las autoridades están en máximo alistamiento ante emergencias relacionadas a este fenómeno. Así lo reveló la Secretaría de Gestión del Riesgo de Cali, con planes especiales para enfrentar todos los efectos que se puedan dar durante los meses de influencia de El Niño.

“Desde octubre del año pasado se realizó el lanzamiento del protocolo del Fenómeno de El Niño, lo que es una directriz de la Nación, a través de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo y Minambiente, donde nos indican muy claramente a los territorios cómo tenemos que proceder para las diferentes emergencias. Ante estos anuncios, nosotros desde la primera semana de enero nos preparamos para entender los diferentes escenarios que se podrían presentar en Cali y darles atención de manera adecuada”, dijo Jocelyn Danna Carrillo, secretaria de Gestión del Riesgo de Emergencias y Desastres de Cali.

Carrillo aseguró que este viernes, 26 de enero, se llevará a cabo el consejo municipal de gestión de riesgo, liderado por el alcalde Alejandro Eder, en donde se presentarán los protocolos de articulación de todas las entidades operativas del sistema para atender de manera oportuna este fenómeno.

“Fundamentalmente, todos los esfuerzos estarán enfocados en los temas de incendios forestales, que es el riesgo más latente que presenta la ciudad de Santiago de Cali en este momento. Toda la cobertura vegetal de la ciudad está muy seca, no ha llovido en días y eso podría seguir en los días siguientes, por eso le pedimos a la comunidad no iniciar ningún tipo de quema, así sean controladas, porque estas con un factor de viento adicional puede causar graves problemas para toda la ciudad".

Puntualizó la funcionaria.

Asimismo, pidió "no arrojar colillas de cigarrillos encendidas en cualquier parte, en pastos, incluso hemos atendido muchos eventos urbanos en zonas verdes en barrios, parques y avenidas”, e invitó a todos los ciudadanos a cuidar el recurso hídrico, pero sin descuidar la hidratación personal antes el duro golpe de calor que atraviesa Cali.

¿Podría llegar La Niña en 2024?


Enero, febrero y marzo, serán los meses más complejos del Fenómeno de El Niño, en donde la probabilidad es de un 100%, Solo en el mes de abril comenzará a disminuir su impacto.

Este tipo de fenómenos en años anteriores tenían periodos de espera hasta de 12 años. Sin embargo, en la última década el cambio climático ha propiciado que en un mismo año se pueda pasar del El Niño, a La Niña, como ocurriría en 2024; en donde este fenómeno volvería a presentarse durante el último trimestre de este año.

Artículo relacionado

Sigue nuestras redes sociales:

Lee más noticias

Especiales 90 Minutos

Especiales 90: 47% de los colombianos celebraron el día de San Valentín

Cerca de 3.300 restaurantes recibieron a los caleños y caleñas en San Valentín. Según expertos, la globalización ha sido clave para el aumento de cifras en esta celebración.

Cerca de 3.300 restaurantes recibieron a los caleños y caleñas en San Valentín. Según expertos, la globalización ha sido clave para el aumento de cifras en esta celebración.

Compartir

En Cali hay cerca de 3.300 restaurantes inscritos en la cámara de comercio y el barrio con más de negocios es Valle del Lili con un total de 81, estos comercios que recibieron a los caleños por el día de San Valentín.

Si bien es una tradición europea que nace en Roma, un estudio realizado por NAPSE, una Entidad global encargada de estudiar el mercado de masas para verificar consumo de acuerdo a las demandas, indicó que el 47%, es decir, casi la mitad de los colombianos celebró este día.

“El año pasado se dio un aumento en las ventas del 8% y 10% para el sector comercio y sector turismo en estas fechas. Las ventas de este año pueden impactar las ventas en unos treinta mil millones”.

Edwin Maldonado, secretario de Desarrollo Económico del Valle.

Para los especialistas, el aumento de esta cifra se puede dar a partir del bilingüismo que hoy ofrecen las instituciones educativas y de conocer y adoptar culturas del mundo.

Lea también: La falta de donantes de órganos: Una gran preocupación en el suroccidente colombiano

“Para nosotros ha sido muy significativo involucrar estas fiestas en nuestra institución para poder contextualizarlos desde la segunda lengua “.

María Alejandra Arizabaleta, Vicerrectora Colegio Philadelphia.

De igual forma, los docentes también manifestaron la importancia de esta fecha para las instituciones:

“Se abraza y se celebra y se hacen también actividades académicas al rededor del día de San Valentín”.

Juan Diego Arismendi, docente de inglés - colegio Sagrado Corazón de Jesús.

Los caleños y sus gastos en San Valentín

El gasto promedio de las personas fue de $130.000. Sin embargo, el rango de edad que más gastó fueron las personas entre 31 y 48 años. Así lo expresaron los habitante de la 'Sucursal del Cielo'.

“Mi gastó fue de $150.000 y fue en un restaurante”.

Ciudadana caleña. 

“Fui con mi pareja a un bar y el gasto fue de cerca de $200.000”.

Ciudadano caleño.

Los expertos también analizaron el impacto económico de San Valentín:

Lea también: Valle Dorado: Bicampeones nacionales con sabor a 'melao' de caña

“Las cifras muestran que el departamento del Valle del Cauca fue uno de los que más creció de manera negativa en el 2023. Entonces este tipo de tradiciones que se adoptan son muy importantes para el Valle en materia económica”.

Isaac Fuenmayor, docente programa formación dual UAO.

Los comerciantes caleños que cada vez adoptan y celebran este tipo de tradiciones, mencionan que este día aparece como una oportunidad significativa para la reactivación económica luego de un mes difícil como lo fue enero.+

“Para poder generar e impulsar todo el tema de la recuperación económica que a pesar que comenzó hace varios años, todavía el comercio está afectado”.

Brany Prado, Director Ejecutivo Acodrés.

Sin embargo, Colombia con sus más de especies de flores exporta en estas fechas cerca de 52.000 toneladas a diferentes partes del mundo durante estas fechas.

Artículo relacionado

Sigue nuestras redes sociales:

Lee más noticias

Especiales 90 Minutos

Buenaventura: Fenómeno de El Niño agrava escasez histórica del agua

Más de 20 años llevan los habitantes de Buenaventura exigiéndole a la administración distrital una solución definitiva al problema del agua. Servicio que hoy se presta con graves deficiencias y con un Fenómeno de El Niño agravando la falta de agua de más de la mitad de la población de la ciudad puerto.

Más de 20 años llevan los habitantes de Buenaventura exigiéndole a la administración distrital una solución definitiva al problema del agua. Servicio que hoy se presta con graves deficiencias y con un Fenómeno de El Niño agravando la falta de agua de más de la mitad de la población de la ciudad puerto.

Compartir

El Fenómeno de El Niño que por estos días se siente con fuerza en todo el país; ha motivado el descenso de las lluvias en todo el Valle del Cauca. Sin embargo, en Buenaventura hay un ingrediente adicional, el clima atípico al tradicional de la zona; y el intenso calor se reflejó de inmediato en el río Escalerete – San Cipriano. 

Hay que recordar que desde esta fuente hídrica se surten las bocatomas de los acueductos Escalerete y Venecia. Pero en medio de El Niño, este descendió a niveles que impiden su capitación, incluso por debajo de un metro.

Lea también: Fenómeno de El Niño en Valle: El agua, recurso que se agota con la sequía

Escasez del agua no es un problema de hoy

Gobiernos en décadas han dilatado un problema que agobia a los cerca de 350 mil habitantes de Buenaventura. El agua, un servicio vital para el ser humano; se ha convertido en un lujo para esta población que mueve millones de dólares al año por su estratégico puerto.

Y es que Buenaventura juega un papel estratégico para el país; tan solo en 2022, el puerto marcó el 48,4% del total de las toneladas movilizadas del comercio exterior de Colombia.

Dinero que no se ve reflejado en sus habitantes. Datos entregados por ACNUR, evidencia que el 82% de la población bonaverense se encuentra en un estado de pobreza extrema. Mientras que un 41% se ubica en la miseria.

A esto se le suma el problema del agua, un servicio vital para ellos; que aseguran desde los barrios más humildes de esta población,“toca esperar que del cielo llegue el milagro”. 

“Tenemos que esperar que la lluvia nos caiga para poder recoger el poquito de agua; así como ustedes me estaban viendo ahora, pasando de un balde a otro. Esto porque no tenemos nada de acueducto”.

Johanna Benítez, habitante de Buenaventura.

Para ella y casi el total de la población, se agradece que Buenaventura sea una de las zonas más lluviosas del país, e incluso del mundo; solo superado por El Congo, en África.

Gracias a esta variabilidad climática, los habitantes del Distrito han logrado suplir las necesidades básicas, esas que muchos gobiernos locales y a nivel nacional; por mandato, debería sanear a su población.

“Prácticamente, podemos ver llover todos los días, o al menos una brisa o día de por medio; esas cuencas contantemente se están recargando; esa hidrología diaria, esa hidrología histórica de millones de años ha hecho que estas cuencas con la precipitación reaccionen inmediatamente al caudal. Entonces sabemos que un río en el Pacífico se crece muy rápido después de una lluvia. Igualmente, estas cuencas no almacenan mucha agua, es decir que ellas básicamente ponen agua cuando les está cayendo del cielo”.

Óscar Ramírez, profesional de la Red de Hidroclimatología de la CVC.

Una región bañada por ríos

Aunque suene paradójico, a Buenaventura la rodea el agua, con cerca de 16 ríos; esta zona del Valle del Cauca es rica en el preciado líquido. Ríos como el Dagua, el Anchicayá, el Calima, el Raposo, el Mayorquín, el Cajambre, el Yurumanguí; además de uno de los brazos del río Naya y el río San Juan en su desembocadura.

Quebradas y ríos menores como el San Cipriano, el Escalerete, San Marcos, Agua Clara y Sabaletas; son algunas de las fuentes hídricas que bordean esta población.

Sin embargo, esta riqueza natural no se ve reflejada en los hogares, porque el agua no llega.

“Si llueve, no hay agua porque se ensucia la bocatoma. Si hay sol, no hay agua porque se secan los ríos. Entonces es una problemática que no la entendemos; cuando hay otras ciudades que no tienen ese beneficio que tenemos nosotros de tener los ríos y los mares y hay agua las 24 horas del día”.

Efrén Arizabaleta Candelo, habitante de la ciudad puerto.

Fenómeno de El Niño agrava la crisis del agua

El fenómeno de El Niño genera en Buenaventura un problema aún más crítico. El estado del río escalerete, hoy por debajo de un metro en su caudal, obligó a iniciar un racionamiento de agua en el municipio, agua, sin embargo, que no llega hace 20 años.

Le puede interesar: Déficit arbóreo en Cali: Autoridades hacen un llamado a la conservación

“En ese orden, la cuenca, de no tener de dónde alimentarse, básicamente en la precipitación; ella empieza a entregar lo poco que tiene almacenado y rápidamente los caudales comienzan a disminuir. No a secarse porque tenemos un tema de precipitación horizontal o niebla que hay allá que nos las deja secar, pero ya pierde su funcionabilidad para efectos de abastecimiento de agua en Buenaventura”; aseveró el profesional de la Red de Hidroclimatología de la CVC.

En la ciudad puerto, de las 24 horas del día. El agua solamente llega a ciertos hogares entre dos y tres horas, por eso, a través de mangueras intentan llevar el líquido a sus hogares.

“Tenemos que traer las mangueras, porque realmente nos toca desde lejos traer el agua; porque a otros barrios que llega por ratos, hay que traernos el agua a nosotros porque no hay”.

Johanna Benítez, pobladora.

Al igual que Zulema Leonela Cruz, quien indignada por la situación manifestó que “cuando el agua llega, nosotros colocamos motobombas y el agua es como un agua de alcantarilla; no sirve, y si llega a las 7 de la noche, a las 8 ya se va y uno queda sin agua. Es un servicio malo, malo y malo”.

Prestador del servicio de agua en crisis

No hay agua ni para hacer una aguapanela”, esa es la impotencia de la población de Buenaventura por la falta de agua en sus hogares, dolor que se siente en cada rincón de la ciudad; todo por un irregular servicio que les presta la Sociedad de Acueducto y Alcantarillado de Buenaventura, SAAB.

Esta empresa hoy está sumergida en una grave crisis económica y administrativa, sin gerente y con el despido masivo de funcionarios a finales del mes de enero.

El pasado El 29 de enero se llevó a cabo sesión extraordinaria de la Junta Directiva de la Sociedad de Acueducto y Alcantarillado. Según la administración distrital, ese día se buscaban abordar los desafíos que enfrenta la entidad en términos de prestación de servicios de acueducto y alcantarillado, además de las afectaciones por el Fenómeno del Niño.

Pero el contexto de la reunión cambió, durante la sesión, se recibió la renuncia irrevocable de la gerente Edna Ruth Cruz Montaño. El protocolo marcado por los estatutos de la empresa era nombrar como encargado al Director Operativo, sin embargo; se conoció que el funcionario delegado había sido despedido con diez directivos más entre los días 25 y 27 de enero.

“Es injusto que en el Pacífico colombiano que tenemos tantos afluentes no seamos capaces de ponernos de acuerdo para mejorar el sistema y más cuando se han comprometido tantos recursos, pero ahora lo vamos a lograr con el trabajo en equipo. Para nadie es un secreto QUE la situación de la SAAB viene arrastrando un déficit en la prestación de servicio”.

Ligia del Carmen Córdoba Martínez, alcaldesa de Buenaventura.

“Quién va a querer venir a una ciudad sin agua”: comerciantes

Sin un rumbo fijo del prestador del servicio y ante el racionamiento que agrava más la escasez de agua en Buenaventura, producto del Fenómeno de El Niño y los bajos caudales del río Escalerete, los afectados alcanzan las 300 mil personas, cerca del 86% de la población; incluyendo comercio y turismo.

“Desde que cambió de Hidropacífico a la SAAB, que es manejado por el mismo Distrito, ha venido de mal en peor, sufriendo; pero, quién sufre aquí, toda la comunidad bonaverense, aquí no solo es el comercio, somos todos, inclusive quienes nos visitan; porque quién va a querer venir a una ciudad donde no hay agua”.

Emiliano Muñoz, presidente de la agremiación de comerciantes de Buenaventura y miembro de la junta directiva de la Cámara de Comercio.

Con ‘El Niño’ o sin ‘El Niño’, dicen desde el sindicado de la SAAB, el servicio del agua es irregular; medidas que se deberían tomar con urgencia por parte de la empresa de servicios públicos.

“Obviamente, hay mucho desperdicio de agua, pero si no hacemos el trabajo, no hacemos la inversión, no hacemos lo que tenemos que hacer, la tarea; pues obviamente vamos a tener bajas de presión del caudal”.

Fabio Sinisterra Cuero, vocero del sindicato de la SAAB.

Artículo relacionado

Sigue nuestras redes sociales:

Lee más noticias

Colombia

Según la FLIP, cada dos días es amenazado un periodista en Colombia

En 90 Minutos recordamos el difícil panorama y los retos que enfrentan a diario quienes informan en Colombia.

Según la FLIP, cada dos días es amenazado un periodista en Colombia
Imagen de referencia.

En 90 Minutos recordamos el difícil panorama y los retos que enfrentan a diario quienes informan en Colombia.

Compartir

A propósito del día del periodista, en 90 Minutos realizamos un especial sobre la difícil situación a la que se enfrentan quienes ejercen esta labor en la región.

En Colombia, de manera constante, se registran amenazas y casos de agresiones contra reporteros y corresponsales.

De acuerdo con la FLIP, en 2023 cada dos días fue amenazado un periodista en Colombia. En la región el panorama no mejora, uno de los municipios más afectados es Tuluá, Valle, debido a que gran parte de los periodistas están amenazados por grupos delincuenciales de la zona.

“Los grupos armados ilegales son los mayores vulneradores de derechos de los periodistas, como también lo son las organizaciones criminales y las estructuras de delincuencia común”.

Explicó el defensor del Pueblo, Carlos Camargo, durante la conmemoración del Día del Periodista en Colombia.

Lea también: No hubo reemplazo: Corte Suprema de Justicia suspendió votación para elegir fiscal

¿Qué dicen los periodistas de la región?

Norte del Valle

“Hablar de cosas que alteran el orden público es quizás lo más peligroso, las bandas que existen en esta región, bandas locales y regionales son las que más nos hace dar miedo de contar la verdad, porque no sólo corren riesgo, nuestras vidas. También corre riesgo, la vida de cada uno de los periodistas que integran nuestra empresa y nuestras familias”.

Manifestó Rubén Darío Cardona, periodista de Cartago.

Para Rubén el periodismo en esta región es un desafío constante. Acepta que muchas veces hacer una denuncia pública puede traer consecuencias que ponen en riesgo la vida de quien informa.

Pasto

Por su parte Winston Viracachá Pava, asegura que en el departamento de Nariño es indispensable contar las historias que no son contadas en los medios nacionales.

“Para hablar de periodismo en el departamento de Nariño, uno tendría que limitarse a la gran estigmatización que tiene esta región del Suroccidente de Colombia, porque en algunos medios de la capital del país creen que hablar de Nariño es hablar solamente de economías ilícitas, de guerra, violencia y violación de los derechos humanos y no es así”.

Expresó Winston Viracachá Pava, periodista de Pasto, Nariño.

Por otro lado, Viracachá mencionó la importancia de informar con responsabilidad e ir más allá a la hora de reportar. Para él, en este departamento existe la posibilidad de trabajar sin ningún tipo de ataduras.

Buenaventura

Finalmente, desde Buenaventura Jennifer Nievas relata lo que es ser periodista en el Distrito de Buenaventura y todo lo que la labor conlleva.

“Hablar de mi experiencia como periodista en el Distrito de Buenaventura es algo que me enorgullece, porque es una tierra que me abrió las puertas. Que me ha permitido desde este oficio poder visibilizar lo que pasa aquí en el territorio. Un territorio al que han llegado muchos lentes a vivir y a quizás registrar muchas cosas negativas, sin embargo, cuando uno vive acá sabe cómo es el entorno”.

Jennifer Nievas, periodista de Buenaventura.

Asimismo, Nievas afirmó que hacer periodismo en el distrito es un verdadero reto, sin embargo, estar allí le permite contar las realidades y el otro lado de lo que se vive en el Puerto.

Artículo relacionado

Sigue nuestras redes sociales: