Miércoles, Agosto 21 2019

.

… que parezca un descanso

Me causa curiosidad como en estos tiempos de lo políticamente correcto ahora quieren hacer ver la guerra como algo que puede ser suavizado y no es así.

… que parezca un descanso
Crédito de foto: Especial para 90minutos.co

He visto lo bastante de una guerra para no desear volver a ver otra. – Thomas Jefferson

Como siempre, Petro y sus tesis polémicas, infundadas, amañadas y alejadas de la verdad, ha hecho público un video en donde se muestra un duro y fuerte entrenamiento al que algunos militares se enfrentan durante el curso de Lanceros, un curso que busca prepararlos, lo más real posible, para lo que se vive en la guerra, las condiciones adversas, las situaciones inhumanas y todo lo que puede suceder cuando se está en una confrontación bélica.

La tesis de Petro es que debido a los entrenamientos de alta exigencia que tienen los militares, algunos de ellos cometieron falsos positivos en su momento. Él, un experto en aprovechar coyunturas mediáticas, que une peras con manzanas y trata de generar polémica a costa de lo que sea, no tiene como sustentar que una cosa es producto de la otra.

Lo que Petro propone es absurdo desde todo punto de vista, no entiendo la relación. Los entrenamientos, que, si me preguntan a mí, si o si deben someterse los militares que van a la guerra lo que buscan es convertir a los soldados en personas mentalmente indestructibles al enfrentar situaciones extremas, además aquí y en Cafarnaúm los militares se entrenan entre pares para la guerra, no para jugar con muñecas.

Lea también: 

Zona de distensión al sur de Cali

Y es que a este curso nadie va por obligación, no es algo impuesto ni obligatorio, de hecho, los militares buscan ser escogidos para realizarlos. Los escogidos suelen recibir esto como un reconocimiento a su trabajo y además es algo que los llena de orgullo durante su vida militar. Es más, si la persona no lo quiere hacer, simplemente dice que no lo va a realizar y no lo hace sin que esto le acarree alguna consecuencia en su carrera militar.

Me causa curiosidad como en estos tiempos de lo políticamente correcto ahora quieren hacer ver la guerra como algo que puede ser suavizado y no es así. Y no me estoy refiriendo a la violación de los derechos humanos, no. Me refiero a que la guerra es un infierno, en la guerra hay muertos, en la guerra se busca eliminar al oponente, en algunos casos, como en el de los ejércitos de los estados, siempre buscando el respeto por los derechos humanos, en otros, como en el de los grupos al margen de la ley, acabar con el rival a como de lugar y combinando todas las formas de lucha.

Los militares no pueden ser tecnócratas que no se paran de un computador y hacen la guerra como jugando Xbox. El terreno es el lugar de los soldados, en el frente de batalla, afrontando las condiciones adversas y todo lo que viene con esto, de manera estoica y con la cabeza fría para poder pensar, actuar, cuidar y cumplir su misión sin comprometer su vida ni la de las personas que juro proteger.

Apostilla: Lo curioso es que precisamente un ex guerrillero que muy probablemente participó de entrenamientos para secuestrar o atentar contra civiles pretendan dar ahora cátedra de entrenamiento militar.

Le puede interesar: 

¿Y los guerrilleros rasos qué?

Acerca del Autor

Carlos Polanco

Periodista. Nuestro lugar común será ese momento en que no estamos de acuerdo. Fui testigo mudo del orden público por los últimos 6 años desde las instituciones, ahora puedo opinar. Consejo gratuito: sostenga fuera del micrófono lo que valientemente dice frente a él. Actualmente estoy en el sector privado y lo que digo acá solo me representa a mi. No insista aquí no se fia.

Noticias Relacionadas