Miércoles, Agosto 21 2019

.

Potrero Grande: una ilusión rodeada de violencia

Aunque fue la violencia el principal motivo para que la mayoría de las 30 mil familias que habitan Potrero Grande salieran de sus lugares de origen en busca de una mejor vida, acentarse en el oriente de la ciudad ha sido igual o peor que en sus tierras. La poca intervención del estado en la …

Potrero Grande: una ilusión rodeada de violencia

Aunque fue la violencia el principal motivo para que la mayoría de las 30 mil familias que habitan Potrero Grande salieran de sus lugares de origen en busca de una mejor vida, acentarse en el oriente de la ciudad ha sido igual o peor que en sus tierras.

La poca intervención del estado en la comuna 21 de Cali y especialmente en este territorio, ha provocado que la violencia se apodere de un espacio que fue creado como ilusión de renacimiento, pero que se ha convertido en el infierno de un acentamiento.

Y es que a diario el temor de la muerte ronda por cada una de esas calles pavimentadas que tienen los 10 sectores que comprende Potrero Grande. Según datos de la Personería de Cali, en lo que va corrido de 2015 se han presentado más de 30 homicidios en el barrio, y lo más preocupante, por lo menos el 20 por ciento de esa cifra han sido menores de edad.

“En Potrero Grande hay un grave enfrentamiento entre pandillas, las cuales algunas de ellas son controladas por organizaciones dedicadas al microtráfico y eso es lo que ha generado además las fronteras invisibles”, aseguró Andrés Santamaría, personero de Cali.

Mire: Capturados responsables de 40 hurtos de viviendas en Potrero Grande.

Un ejemplo de ello es Blanca María Arciniegas, una mujer que llegó hace tres años al barrio desplazada por la violencia desde Barbacoa, Nariño, su pueblo, el que la vio nacer y que hoy, parece estar viviendo la misma historia.

“Yo he pensado en irme del barrio, pero realmente no tengo a dónde ir. Es muy triste ver cómo hay tanta violencia en el barrio, eso duele, porque Potrero Grande es un barrio bonito. A nosotros nos han dejado solos, pero nosotros tenemos que unirnos para salir adelante”, indicó Blanca María, quien se ha convertido en una de las líderes comunitarias de la Mesa de Renovación de Potrero Grande.

Mire: En Potrero Grande hay desplazamiento interno: Personería.

Como ella, muchos que salieron de sus tierras por culpa de grupos al margen de la ley, hoy tienen que encerrarse de nuevo en una casa de 30 metros cuadrados, porque cruzar una calle, puede hacer que “cruces al otro mundo”. Las fronteras invisibles y el control de los territorios, especialmente para el dominio del expendio de drogas, es quizá la principal razón de violencia del sector.

“Sabemos que en ese sector del oriente de Cali han surgido unos liderazgos negativos que están haciendo mucho daño a las casi 30 mil familias que habitan en Potrero Grande, pero nosotros seguimos avanzando en el proceso de concentración con grupos que de verdad quieren trabajar por el barrio”, indicó el brigadier general Hoover Penilla, comandante de la Policía Metropolitana de Cali.

Pero el cruzar las calles no es solamente el único motivo por el cual se pueda encontrar la muerte en Potrero. El control de las pandillas en los sectores ha visto obligado a muchas familias a pagar vacunas que van desde 5 a 10 mil pesos mensuales, cifra, que según los mismos habitantes, puede llegar a 20 mil pesos en 2016.

Casas desoladas, es la causante de que algunas familias no tuvieran con qué responderle a las pandillas, espacios que finalmente terminar siendo utilizadas como expendios de drogas por aquellos victimarios.

Los problemas de educación también son graves en Potrero Grande y eso ha influido en que sea mayor los índices de violencia en el sector. Según la Defensoría del Pueblo, en el barrio solamente existe un jardín infantil con cupo para 350 niños. En Potrero Grande habitan más de dos mil niños y niñas.

Una luz de esperanza

Aunque para algunos la violencia, el narcotráfico y los diferentes problemas que viven sectores como Potrero Grande en Cali tuvieron su inicio pero no tendrán fin, los mismos jóvenes han creado espacios donde pueden econtrar una luz a ese problema.

Espacios que se han creado desde la voluntad de aquellos que quieren dar un cambio, puesto que para sus habitantes, “el gobierno local y nacional ha olvidado la situación que viven las verdaderas víctimas del conflicto”.

Y son moviminentos como la Mesa Nueva de Revolución, espacios creados por los líderes comunitarios del barrio que le dan la posibilidad a los niños y jóvenes del sector aprovechar nuevas herramientas de construcción de vida.

“Nosotros trabajamos por el bien del barrio. Trabajamos para que  los jóvenes se incluyan, para que los jóvenes tengas aspiraciones de estudiar a capacitarse”, dijo Lina Hurtado, líder comunitaria del barrio y perteneciente a la Mesa Nueva de Revolución de Potrero Grande.

La esperanza de un cambio no se pierde. Aunque hoy el barrio sea más un retrato de violencia y sangre en la ciudad, algunos jóvenes y adultos cansados de la guerra interna de una población que ya ha sido golpeada, espera que con el paso del tiempo la intervención de autoridades locales y nacionales permitan que el ambiente en Potrero Grande sea similar al de su apariencia. 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

three × four =

Acerca del Autor

Noticiero 90 Minutos

Lunes a viernes a la 1 p.m. por @TelepacificoTV. On Line en http://t.co/5CJEjpjCZf Síguenos en Facebook: http://t.co/oONUEJfx y en You Tube: http://t.co/PHKUwg

Noticias Relacionadas