Mi tía, el mapa y la pregunta

Alguna vez -siendo yo todavía muy joven- le pregunté qué sintió la primera vez que se le murió un paciente. Y me respondió: “Primo, pregúnteme qué sentí la primera vez que salvé una vida”. Sentí algo de vergüenza.