Jueves, Septiembre 20 2018

.

La lucha contra el hambre y la inequidad, nuestra principal herramienta por la seguridad de Cali

La seguridad es un tema álgido que necesita soluciones urgentes en nuestra ciudad. Siempre he dicho que nuestra administración será la mayor generadora de progreso y trabajo a través de mejores oportunidades de  ingresos. Estoy convencido que, esta es la primordial herramienta para combatir la inseguridad en Cali.  Aun así, combatiremos este tema, trabajando desde …

La seguridad es un tema álgido que necesita soluciones urgentes en nuestra ciudad. Siempre he dicho que nuestra administración será la mayor generadora de progreso y trabajo a través de mejores oportunidades de  ingresos. Estoy convencido que, esta es la primordial herramienta para combatir la inseguridad en Cali.  Aun así, combatiremos este tema, trabajando desde distintos frentes:

PREVENCIÓN SOCIAL DEL DELITO

Esta es una lucha que se enfrenta en equipo: Es a través del trabajo articulado entre Policía, líderes y habitantes que  identificaremos  las problemáticas sociales existentes en cada cuadrante y barrio.

Para que nuestros menores de edad, tengan un uso óptimo de su tiempo libre, ampliaremos la cobertura de los programas de iniciación y formación con monitores deportivos para menores de 7 a 17 años y lo extenderemos a temas culturales y artísticos, donde se incluya también a grupos de adultos, tercera edad y población con discapacidad.

Generaremos ingresos y trabajo directamente en las comunas a través de accesos a micro créditos con alfabetización financiera y empresarial, para contrarrestar los préstamos gota a gota.

El capital semilla, será la mejor y más eficiente manera de impulsar los negocios de barrio.

Nuestras zonas verdes, parques y espacios al aire libre, necesitan mejor iluminación a través de la ampliación del alumbrado con luz blanca y la instalación de cámaras de seguridad, alarmas comunitarias y dotación de medios de comunicación entre ciudadanos, cuadrantes de policía y vigilantes de cuadra.

ESTRATEGIA DE LA JUVENTUD SI CUENTA: NI VICTIMAS NI VICTIMARIOS

La lucha contra la violencia debe incluir propuestas para los jóvenes, debe pensarse en ellos como un grupo al que se debe apoyar y reintegrar, a pesar de sus errores. Por eso, impulsaremos la desmovilización de pandillas y las iniciativas que incluyan proyectos de reconstrucción de planes de vida a nivel individual y familiar. Todo esto, soportado en la educación, ofreciendo a jóvenes en riesgo con baja o nula educación, nivelación educativa que brinde una formación para el trabajo y el emprendimiento.

Hay que apoyar a los jóvenes y motivarlos a que “desaprendan” la violencia, vinculando a exintegrantes de pandillas y sus familias en programas de resocialización, impulsando campañas pedagógicas contra el dinero rápido, al tiempo que se resaltan los ejemplos positivos para que se conviertan en espejos constructivos de vida.

 LUCHA CONTRA EL HAMBRE:

Erradicar el hambre de la ciudad es vital para detener tanta violencia. Actualmente más de 150 mil personas en la ciudad, se acuestan con menos de una ración diaria de comida, esa es una situación que debemos solucionar inmediatamente. Para esto, brindaremos el mínimo vital de alimentos con programas de recuperación nutricional. Impulsaremos la creación de 5 sedes satélites del Banco de Alimentos en el oriente, nororiente y la zona de ladera, para facilitar la entrega de alimentos a ollas y comedores comunitarios priorizados por atender a la población más vulnerable. Para facilitar el acceso a los alimentos para los más necesitados, apoyaremos a madres cabeza de hogar y jóvenes  en riesgo para que se asocien y desarrollen iniciativas de emprendimiento.

Para los estudiantes, hemos propuesto el programa de “Educación Sin Hambre”, con el cual brindaremos a los estudiantes de 1º a 9º grado de instituciones educativas oficiales y de contratación educativa, desayunos y almuerzos escolares elaborados por  comités de padres de familia, abastecidos por productores y comercializadores de alimentos procedentes de comunas y corregimientos.   Las comunidades involucradas en el programa generarán  ingresos y se podrán vincular así a la adecuación o construcción de comedores y restaurantes escolares y la preparación de comestibles saludables en las tiendas escolares.  Erradicaremos el hambre de los hogares y de la vida escolar, con éstos la seguridad no convive.

LUCHA CONTRA EL DELITO Y LA IMPUNIDAD

Dotaremos a los policías que están en los barrios con internet móvil para mejorar su comunicación con la ciudadanía y su capacidad de reacción, la cual estará especializada en el tipo de delito que más afecte a cada cuadrante. Esta herramienta, la podremos utilizar en el desmonte  de las bandas criminales, mejorando la inteligencia, investigación, legalización de capturas y judicialización, para desarticular las estructuras delincuenciales que utilizan pandillas para sus negocios criminales. 

Esta iniciativa es importante gestionarla, mejorando la capacidad del sistema judicial con más jueces y fiscales para reducir la congestión ante los procesos. Es necesario ampliar y dignificar las cárceles y su sistema.

LA CONVIVENCIA Y LA RECONCILIACIÓN SERÁ NUESTRO PRINCIPAL ACTIVO SOCIAL

Fortaleceremos los servicios de las tres (3) casas de justicia de Cali en alianza con consultorios jurídicos de universidades. Aleatoriamente implementaremos unidades móviles para que conciliadores, jueces de paz  y estudiantes de último año de derecho, psicología y trabajo social entre otros, realicen jornadas comunitarias de mediación y conciliación. Por último, Cali debe ser una generadora de progreso y oportunidades para la paz, con base en la reconciliación. En asocio con la Nación y durante mi gestión, desarrollaremos programas de inversión social y de generación de ingresos en las comunas y corregimientos donde  se registran altas concentraciones de víctimas y desmovilizados del conflicto armado interno.   Sin embargo, los caleños debemos cambiar el chip, porque si bien, como capital del sur-occidente colombiano estamos llamados a ser también la capital del post-conflicto, debemos entender que en la Habana se firmará la terminación del conflicto de nuestro País más no la Paz.  Las pautas de sana convivencia y la paz la firmamos todos, aportando a una sociedad más justa y equitativa en la que, teniendo resuelto el problema de sustento y generación de ingresos de nuestros habitantes, garanticemos el bienestar de todos bajo las condiciones de la anhelada seguridad con la que progresamos todos!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 + 6 =

Acerca del Autor

Noticiero 90 Minutos

Lunes a viernes a la 1 p.m. por @TelepacificoTV. On Line en http://t.co/5CJEjpjCZf Síguenos en Facebook: http://t.co/oONUEJfx y en You Tube: http://t.co/PHKUwg

Noticias Relacionadas