Viernes, Septiembre 21 2018

.

En detalle: Invasiones, tierras de incautos

Durante los operativos que ha realizado la Unidad de Reacción Inmediata en lo que va corrido del año 2018, se logró controlar 20 invasiones en zona rural de Cali, principalmente en la Comuna 18.

Este informe especial del noticiero 90 Minutos está dedicado a la problemática que representan los asentamientos ilegales sobre las zonas protegidas de la ciudad.

Las invasiones en zona montañosa de Cali tiene en alerta a las autoridades de la ciudad, por un lado, está el daño ambiental causado sobre decenas de hectáreas de tierras que quedaron incineradas. Por otra parte, ya está identificada una red dedicada a estafar a personas en condición de vulnerabilidad, varias de ellas están pagando dinero por terrenos que nunca le serán escriturados.

Jarcy Lorena es una de las 200 personas que llegó a invadir el pasado 8 de marzo del sector de La Pedregosa cerca de Polvorines, en la Comuna 18 de Cali. El lugar que ella y sus vecinos escogieron está estratégicamente ubicado a escasos metros del cauce del río Meléndez.

“La verdad que el que no sueñe con tener una vivienda propia  es porque verdaderamente no tienes sueños. Una amiga me dijo el día sábado como a las 6 de la tarde que estaban invadiendo el sector de La Pedregosa, entonces yo le conté a tres amigas más, las tres amigas mías le contaron a tres más y por ahí nos fuimos yendo, cuando vimos es que ya estábamos en el terreno”, contó Jarcy Lorena Nazarit, mujer que fue desplazada.

Le puede interesar:

En Detalle: Pance, paisaje intervenido

 

Nazarit llegó a Cali en el año 2001 proveniente de la zona rural de Suárez en el Cauca. Su familia fue desplazada por grupos armados, 17 años después vive en una casa con dos habitaciones que comparte con seis personas más de su familia.

Sin embargo, Jarcy Lorena aseguró que no cuenta con: “un ingreso fijo, hay trabajo en el restaurante, la que más paga 25.000 pesos y no suben”.

De lo que va corrido del año 2018 las invasiones se han agudizado en la zona rural de Cali, los tres puntos más afectados son La Pedregosa cerca de la base militar de Polvorines, el cerro de Las Banderas y el sector de La Carrilera, en La María, todos ubicados cerca de afluentes, lo que aumenta el riesgo de contaminación de los recursos hídricos de todos los caleños.

Por otro lado, Sandra Lorena Franco, ingeniera ambiental del grupo Conservación Dagma explicó que esos sectores “hacen parte de un Corredor Conservación, la zona, la vocación debe ser de protección y conservación de los recursos naturales, también es un riesgo porque estamos en la zona de Ladera, entonces no tiene el manejo adecuado para establecer viviendas”.

Al daño ambiental que se ha generado sobre los terrenos invadidos se suma un negocio turbio que se teje alrededor de los incautos que creen en falsas promesas de vivienda propia.

Le puede interesar:

Balas perdidas, sueños truncados

En este sentido, María Ximena Román, secretaria de Seguridad y Justicia de Cali, aseguró que “están trayendo gente en buses desde el Cauca con las falsas expectativas de poder adquirir los predios, los están trayendo invadir y les han cobrado unos dineros a estas personas que inocentemente creen que pueden adquirir estos predios de esa forma”.

Con un documento que advierte ser una ‘Promesa de Donación’ tres personas estarían implicadas en las tres últimas invasiones realizadas en Polvorines, La Bandera y La María, con falsas promesas le estarían cobrando a los invasores por un terreno que no excede los 60 metros cuadrados.

“Les están haciendo firmar un documento de promesa de donación de tierras, a cambio de eso les están pidiendo 100.000 pesos y parte de los territorios a los que ellos lo llevan.Tienen un negocio para quedarse con tierra y también para quitarle el dinero a las víctimas y a los desplazados”, explicó Lina Tabares, defensora derechos humanos Funterpaz .

Por su parte, Jarcy Lorena Nadarit invadió el terreno de La Pedregosa junto con su esposo ,su hermano, su cuñada y cuatro niños, en el lugar reina la ley del más fuerte y quiénes se van del terreno que ocupan, lo pierde.

Jarcy Lorena Nadarit, le contó a 90 Minutos que entre las personas desplazadas,” éramos más de 50 familia, habían familias de Los Chorros, toda la Comuna 18, había gente de Siloé, me encontré una vecina de Nariño, de López de Micay, me encontré hasta con una venezolana”.

La administración municipal reconoce el drama que viven los desplazados que llegan a la ciudad, sin embargo, aseguran que los operativos de desalojo se mantendrán.

“No podemos pretender que hay derechos adquiridos sobre la ilegalidad, a la gente le estamos diciendo si de verdad requiere vivienda acérquese a la Secretaría de Vivienda y Hábitat, ahí le explican qué requisitos tiene que cumplir para acceder a los subsidios”, afirmó María Ximena Román, secretaria de Seguridad y Justicia de Cali.

Las organizaciones de derechos humanos mencionaron que el drama de los invasores va más allá y que a Cali han llegado personas desplazadas de la región Pacífico que merecen por las vías legales un lugar donde vivir.

“Generando esa obligación que tiene el Estado de que los reubiquen,que les hagan restitución de tierras que ellos tienen y estamos adelantando el proceso directamente con la Agencia Nacional de Tierras para poder lograr que estas personas reciban lo que por derecho tiene”, indicó Lina Tabares, defensora derechos humanos Funterpaz.

Aunque las invasiones lograron ser controladas por el Grupo de Reacción Inmediata de la Alcaldía, todavía quedan cambuches improvisados de quienes añoran tener un techo propio.

Así lo contó Jarcy Lorena Nadarit, que ” teníamos muchas esperanzas, estábamos pensando hasta en la pieza del bebé, no teníamos nada pero teníamos la fe de que íbamos a quedar allí”.

Jarcy y su familia familia salieron de La Pedregosa por unas amenazas que recibieron. Aunque no pierde la esperanza de una casa, así sea de lona, ya comprendió que las invasiones son tierra de incautos.

Le puede interesar:

Las siete vidas de la escombrera

Cifras: invasiones, tierras de incautos :

Durante los operativos que ha realizado la Unidad de Reacción Inmediata en lo que va corrido del año 2018, se logró controlar 20 invasiones en zona rural de Cali, principalmente en la Comuna 18.

En estos lugares se han desalojado 1.280 personas y desmantelado 15 cambuches ubicados cerca de los caudales de los ríos Cañaveralejo, Lili y Pance.

Igualmente, 49 personas fueron capturadas y posteriormente judicializadas por invadir y destruir los ecosistemas sobre los que edificaron viviendas improvisadas.

En total se controlaron 10 incendios, sin embargo, sólo en el sector de Polvorines se han visto afectados más de 50.000 metros cuadrados de bosque nativo que tardarán más de una década en recuperarse.

Vea también:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

twenty + 13 =

Acerca del Autor

Noticiero 90 Minutos

Lunes a viernes a la 1 p.m. por @TelepacificoTV. On Line en http://t.co/5CJEjpjCZf Síguenos en Facebook: http://t.co/oONUEJfx y en You Tube: http://t.co/PHKUwg

Noticias Relacionadas