sábado, septiembre 18 2021

.

Mesa Permanente Ya

Mientras se adelantan los diálogos se debe hacer una tregua humanitaria que permita levantar los bloqueos por parte de los manifestantes, y el uso de la fuerza pública en los puntos de concentración.

Mesa Permanente Ya
Crédito de foto: Especial para 90minutos.co

Por Norma Hurtado Sánchez – Representante a la Cámara por el Valle del Cauca

Desde que comenzaron las protestas el pasado 28 de abril, y a medida que se incrementaron los actos violentos, bloqueos, excesos de fuerza y denuncias de desaparecidos, he insistido en el diálogo abierto para permitir que los ciudadanos que se han visto afectados por el paro, y que de alguna manera se sienten olvidados por el gobierno, por las autoridades departamentales y municipales planteen sus demandas.

Precisamente, en medio de una Cali convulsionada y agitada por las protestas, llegaron 35 congresistas de diferentes regiones del país, acudiendo al llamado que hicimos desde la Cámara de Representantes – junto a varios compañeros – para realizar una audiencia en la que se escuchara a la comunidad, al ciudadano de a pie, a ese hombre, a esa mujer, a ese joven que no tiene la oportunidad de estar frente a tantos representantes de una de las ramas del poder público, como lo es el Congreso de la República, pero en esta oportunidad pudieron hacerlo.

Al final del día, y luego de una larga jornada, 80 personas que representaban a los indígenas, estudiantes, líderes comunitarios, profesores, sector de la gastronomía, de los medicamentos, la Cámara de Comercio de Cali, el Alcalde de Cali, la Gobernadora del Valle del Cauca, entre otros, tuvieron un tiempo para expresar sus posiciones.

Le puede interesar:

Colombia, tierra de deportistas

“El pueblo está cobrando el olvido estatal… Sentémonos y busquemos mecanismos para conversar”, dijo una líder indígena. “Cuántos años lleva la contaminación de las grandes empresas en el Cauca y no podemos decir nada. Solo contratan mano de obra no calificada, llegan buses de Bucaramanga y de otras ciudades y nuestros jóvenes sin empleo”, expresó una líder afro del Norte del Cauca. “Reconocemos la importancia del diálogo, hablamos con la comunidad y logramos un corredor humanitario entre Juanchito y El Bolo…”, indicó un habitante del oriente de Cali. “Nuestro gremio centra su empleabilidad en los estratos 1, 2 y 3, una industria que mueve las galerías, los cultivadores, los mensajeros, los tenderos, los cocineros…” manifestó una representante del gremio de la gastronomía.

Estas fueron algunas intervenciones que puedo resumir de ese diálogo franco, producto del llamado a una #MesaPermanenteYa, para avanzar en los acuerdos que permitan levantar los bloqueos que impiden el libre ingreso de alimentos, medicamentos y productos e insumos para las cadenas productivas en nuestras ciudades. La estrategia de hambre no es una buena opción para pedir cambios sociales, el pueblo debe unirse y reclamar, en eso estamos de acuerdo, pero respetando al otro, porque con esta situación, el más afectado es y seguirá siendo el ciudadano, no sus gobernantes.

Lea también:

Biopolímeros: una problemática de salud pública

El paro nacional deja pérdidas por más de un billón de pesos en el sector comercial, toneladas de comida se pierden en las carreteras, y lo que más lamentamos, 42 colombianos no regresaron a sus hogares por los enfrentamientos entre manifestantes y la fuerza pública, esto debe parar.

Como Congresista, agradezco a mis compañeros que se desplazaron hasta Cali, para sostener este diálogo que le demostró al país la importancia de estos escenarios de intercambio de ideas desde el respeto y la tolerancia y así sacar este país adelante.

Mientras se adelantan los diálogos se debe hacer una tregua humanitaria que permita levantar los bloqueos por parte de los manifestantes, y el uso de la fuerza pública en los puntos de concentración. Una tregua que permita, más que la entrada de alimentos e insumos médicos, una reacción económica del país en este momento tan complejo para miles de ciudadanos que han visto afectado su sustento luego de tres semanas de paro.

Más columnas:

La tormenta en el Departamento de Planeación de Cali

Sigue nuestras redes sociales:

Acerca del Autor

Representante a la Cámara por el Valle del Cauca 2018 – 2022 ExConcejal de Cali (2012-201)Oriunda de la ciudad de Buga, Valle del Cauca, es Abogada de la Universidad Santiago de Cali, con especializaciones en Derecho Administrativo, Derecho Municipal y Gerencia en Servicios de Salud, magister en Política Públicas de la Universidad del Valle. Ha dedicado su vida al servicio Público ocupando importantes cargos desde el año 1996 a la fecha.

Noticias Relacionadas