Vie, 10/16/2015 - 08:16
Mejorar las condiciones de la empresa en aspectos relacionados con el mejorar las condiciones de las organización, el orden y la limpieza en el lugar de trabajo, es desde luego, dar un espacio a mejores condiciones laborales, motivación del equipo de trabajo, calidad y productividad, elementos que estimulan la innovación.
node
Foto: Especial para: www.90minutos.co

Independientemente del tamaño de la organización, innovar es clave fundamental para ubicarse  en lo más alto de la lista en materia de competitividad, productividad y rentabilidad,  los directivos

y/o emprendedores encuentran en aulas, libros, mentores y hasta en youtube, miles de referencias en torno a lo que se debe implementar en las organizaciones si se quiere innovar.

Muchos asocian la innovación con elementos meramente relacionados con componentes a la tecnología. Y con ello, caen en un craso error, no innovan y se condenan a ser simples seguidores.

Por innovar se acepta: “La creación o modificación de un producto, y su introducción en un mercado”.

Cuando se piensa en innovación empresarial, muchos citan como fuente de inspiración a Steve Jobs, personaje controversial que dejo un legado ampliamente conocido por todos, seguidores o no, en la empresa de la manzana, Apple.

Jobs dio claras lecciones sobre cómo es eso de crear e impregnar un sello de innovación en una compañía de garaje, llevarla a lo más alto, que te saquen de dicha empresa y volver después a rescatarla, para dejarle al mundo un panorama lleno de ipods, ipads, y devoción por una marca.

Varios artículos se encuentran disponibles para reseñar las lecciones básicas de Steve Jobs en materia de innovación:

1. Haga lo que le apasione

2. Cree una visión. Las visiones inspiran y motivan

3. Hágase las preguntas que no se hace nadie

4. Venda sueños, no productos

5. Foco

6. Provoque experiencias en sus clientes

7. Comunique efectivamente

Esto está muy bien, querer ser el siguiente Jobs capaz de transformar el mundo.

Pero cuando en las pymes se plantea la puesta en marcha de una metodología específica o de herramientas que soporten la Gestión de la Innovación, el panorama empieza a tener tanto de ancho como de largo, debido a las múltiples posibilidades existentes.

Metodologías y herramientas orientadas de una u otra forma a facilitar la gestión de la innovación son:

 ·         5S

Es una técnica de gestión japonesa basada en cinco simples principios:

• Separar: Retirar del puesto de trabajo aquello que sea inútil

• Situar: Disponer el puesto de trabajo de manera eficaz

• Suprimir: Limpieza total

• Señalizar: Establecer normas estandarizar

• Seguir: Mantener la disciplina

Al revisar voces que expliquen en términos muy sencillos los pasos de implementación, vale la pena resaltar lo expuesto en Wikipedia al respecto.

Los cuatro pasos son:

Preparación: formación respecto a la metodología y planificación de actividades.

• Acción: búsqueda e identificación, según la etapa, de elementos innecesarios, desordenados

(necesidades de identificación y ubicación), suciedad, etc.

• Análisis y decisión en equipo de las propuestas de mejora que a continuación se ejecutan.

• Documentación de conclusiones establecidas en los pasos anteriores.

Mejorar las condiciones de la empresa en aspectos relacionados con el mejorar las condiciones de las organización, el orden y la limpieza en el lugar de trabajo, es desde luego, dar un espacio a mejores condiciones laborales, motivación del equipo de trabajo, calidad y productividad, elementos que estimulan la innovación.

El nivel de conocimiento de los trabajadores en torno a su puesto de trabajo, se incrementa gracias al despliegue de esta técnica.

 ·         Gestión del Conocimiento

La gestión de activos intangibles es pieza fundamental en el proceso de la innovación empresarial. Para su correcta gestión, es vital que se viva y se sienta al interior de la organización que es un valor intrínseco en el ADN de la misma, lo relacionado con compartir, la colaboración, el trabajo en equipo y, desde luego, un total compromiso desde la dirección.

La gestión del conocimiento puede o no implicar el uso de plataformas tecnológicas para facilitar el proceso. No es cuestión de tecnología, es cuestión de filosofía, disposición y compromiso real.

La correcta implementación de la Gestión del Conocimiento, trae beneficios asociados como:

- Mejores indicadores de productividad

- Mayor utilización de los recursos disponibles en la empresa

- Aprovechamiento del talento individual y colectivo

- Minimizar el riesgo asociado a la fuga del conocimiento

- Ciclos de innovación más cortos

·         Análisis de Productos y Mercados

Esta metodología facilita la tarea de visualizar el cuadro actual de la organización, en torno a los productos y mercados de la misma, permitiendo establecer planteamientos estratégicos desde la dirección.

El APM permite ordenar, estructurar y explotar la información de los productos y mercados,

empleando para ello tablas, cuadros y esquemas.

Su puesta en escena, facilita el análisis de la situación de los productos en sus mercados,  permitiendo con ello establecer actividades/planes de acción, indicadores, metas y por supuesto, identificar elementos asociados a innovación que marquen la diferencia de la organización y/o

del producto o servicio ofertado al mercado.

Los principales beneficios son:

- Mejores indicadores de productividad

- Mayor utilización de los recursos disponibles en la empresa

- Aprovechamiento del talento individual y colectivo

- Minimizar el riesgo asociado a la fuga del conocimiento

- Ciclos de innovación más cortos

- Clarificar la situación actual de los productos en el mercado

- Conceptualizar el plan estratégico

- Identificar y establecer prioridades en áreas de mejora

- Establecer el proceso de mejora de productos / servicios